El miércoles, cuatro personas fueron detenidas en una panadería mientras supuestamente hacían planes para escapar a la campaña masiva que tiene lugar en Turquía.

Según la agencia de noticias del gobierno, Anadolu, la policía de Ankara hizo una redada en una panadería del distrito de Etimesgut. Allí dos abogados, un doctor, y un estudiante universitario se habrían encontrado antes de emprender su trayecto para salir de Turquía de manera ilegal.

Durante la redada, la policía habría confiscado 22,000 TL [$6,500], fotos de tamaño pasaporte, y tarjetas de identidad que no pertenecían a los detenidos.

Uno de los abogados ya tenía una orden de captura a su nombre por vínculos con el movimiento de Fethullah Gulen, a quien el gobierno acusa de estar detrás del fallido golpe del 15 de Julio del 2016.

Desde el 15 de Julio más de 120,000 personas han sido detenidos y 50,000 permanecen bajo arresto a la espera de su juicio, incluyendo académicos, jueces, doctores, maestros, abogados, estudiantes, oficiales de policía, entre muchos otros.

Hasta ahora, oficiales de policía han capturado cientos de personas que intentaban salir ilegalmente de Turquía hacia países vecinos.

No contentos con los despidos, el gobierno Turco ha cancelado los pasaportes de miles de personas, así como prohibido la salida de muchos otros.